Tiempo
Lectura
3 MIN

Perdí mi empleo y ahora, ¿qué puedo hacer?

¿La empresa para la cual trabajabas decidió prescindir de tus servicios? Pues ahora tienes a qué dedicarte a tiempo completo: encontrar una nueva actividad.

Yo me hice esta misma pregunta el año 2006, cuando en el verano me informaron que ya no continuaría en la posición que durante más de 11 años venía desempeñando como Director.

Perder el empleo es una situación a la que muchos nos vemos expuestos en determinado momento, y para ser realistas, nos aterra pensar en ello. Los cambios empresariales muchas veces son obligatorios y lejos de atemorizarnos, debemos estar preparados para salir a flote lo antes posible, en caso de que nos toque vivir esta experiencia.

Hoy, son muchos los profesionales que están a meses, semanas, días u horas de verse frente a este reto que yo viví hace ya 7 años, y que con la Gracia de Dios, mucha autodisciplina y esfuerzo, logré superar de manera exitosa.

La realidad es que perder el empleo no es nada fácil, sobre todo, cuando tu familia está bajo tu responsabilidad; sin embargo, la actitud con la que lo asumas es lo más importante, y es lo que realmente te ayudará a sobrepasar ese momento.

A continuación te comparto mis reflexiones, las cuales, vienen de mi experiencia y de lo que tuve que hacer para enfrentar la situación de despido que me tocó vivir. Espero sinceramente que las mismas sean de ayuda para cualquier estado de desempleo que puedas estar pasando.

Aquí algunas recomendaciones generales para ti:

  • Vive tu “luto” rápido: Bríndate la oportunidad de asumir el dolor y la frustración que conlleva perder un empleo. Súfrelo unos días y sigue adelante.
  • Busca orientación con alguien que esté en tu área de interés, que te pueda aconsejar y ayudar a ver lo que hay detrás del mal momento que estás viviendo.
  • Evalúa todas las alternativas y pregúntate qué quieres hacer: emplearte nuevamente o emprender algo por cuenta propia.
  • Explora nuevas alternativas.
  • Elabora, revisa y haz los recortes necesarios en tu presupuesto familiar y personal.
  • Si tienes un fondo de desempleo o fondo de emergencias, comienza por dividirlo en categorías y prioridades, pues este es el punto donde te das cuenta de todos los excesos en los que probablemente haz estado invirtiendo.

¿Decidiste emplearte nuevamente?

  • Haz un ejercicio crítico y objetivo sobre cuáles son los tipos de puestos a los que puedes estar aspirando, así como el rango salarial que buscas, área de especia­lización, condiciones de trabajo. Esta definición será vital en el proceso de búsqueda.
  • Elabora un Currículum Vitae y dedica tiempo a preparar uno con calidad. Te recomendamos buscar un artículo sobre los pasos que debes seguir a la hora de preparar un CV, en www.revistamidinero.com.do.
  • Una vez tengas listo tu currículum, envíalo actualiza­do a las compañías de reclutamiento. Puedes buscar las disponibles a través de la Internet.
  • Fortalece tus relaciones, no te encierres y trata de rescatar todos esos contactos que tenías olvi­dados. Haz un listado de las personas a las cuales puedes estar enviando tu CV u ofreciéndole tus servicios profesionales.
  • Aprovecha el tiempo en capacitaciones y rescata todo el material que tienes de los entrenamientos y cursos que hayas realizado; trata de actualizarte lo más posible en tu área de interés.

Tu actitud lo es todo

  • Recuerda que perder el empleo no es el fin del mundo, este puede ser el inicio de una nueva y mejor etapa.
  • Ten siempre presente que lo único seguro que tienes es el cambio y que esta situación puede pasarte a ti y a cualquier otra persona.
  • Organiza tus horarios y no desperdicies el tiempo durmiendo o descansando en tu casa. No olvides que las oportunidades están en las calles.
  • Busca aprender las historias de emprendedores exitosos, ya que esto será de gran motivación para ti.
  • Consigue un coach o mentor que quiera y pueda acompañarte en esta transición.

Este puede ser el inicio de la mejor y más productiva etapa de tu vida. ¡Ánimo! Sigue adelante, que lo mejor está por venir.

Por ESTEBAN MATEO |

esteban_mateos@hotmail.com

También te puede interesar

https://revistamidinero.com.do/?s=Emplearse+o+que+te+empleen+%C2%BFCu%C3%A1l+es+la+diferencia%3F

https://edufinanzas.net/coaching-financiero/programa-para-personas/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve − 1 =

Nuestro sitio web utiliza cookies par aofrecer mejor experiencia a nuestros usuarios. Por favor consulta nuestras Políticas de Cookies