Tiempo
Lectura
3 MIN

El matrimonio y las cuentas ¿Juntas o separadas?

Para muchos matrimonios las cuentas separadas son la mejor opción, perdiéndose de compartir experiencias y construir un proyecto de vida para los dos.

Compartir la vida con alguien es uno de los pasos más difíciles e importantes que podemos dar, y a pesar de ello, en República Dominicana cada día más parejas deciden estar bajo el vínculo del matrimonio. Muchos toman esta decisión para vivir la emoción de realizar una boda y disfrutar de la luna de miel; pensando que lo único que tendrán que compartir con sus parejas son los sentimientos y algunas otras cosas, excluyendo completamente la parte financiera.

Las finanzas en un matrimonio, es la forma de cómo la pareja administra en conjunto el dinero que ambos generarán, con la finalidad de aprovecharlo al máximo para las metas y los proyectos futuros.

Podemos señalar que en este y otros países, el dinero es una de las causas principales de divorcios, ya que a muchas parejas se les hace muy difícil hablar de las finanzas o manejarlas en conjunto, de tal modo que ninguno sabe lo que gana el otro y mantienen sus cuentas por separado. Esta falta de afinidad económica puede enfriar y atrofiar la relación, hasta llevarlos a la separación.

De acuerdo a una encuesta realizada por la consultora Raddon Financial Group, en Estados Unidos, el 48% de los hogares tienen dos o más cuentas corrientes. Esto se debe a que muchas veces las parejas prefieren tener sus cuentas por separado, por considerar el dinero como un símbolo de poder, el cual, les brinda confianza y seguridad; en otras ocasiones, por actitudes machistas provenientes de la cultura misma o también por la creciente desconfianza en cuestión de dinero.

Mientras que para Rafael Tejeda C, consultor en micro-finanzas, en República Dominicana esto se debe a un problema cultural y de formación familiar, es decir, que a través de la cultura misma se forman mujeres y hombres con expresión individualista de “lo mío es mío”. Tejeda considera que un factor influyente en la educación financiera, es la falta de orientación adecuada en la escuela y en el hogar sobre la importancia de la administración de los recursos financieros.

No importa la razón que puedan tener las mujeres y los hombres para poseer cuentas separadas; pues lo importante es estar consientes de cuál es la forma ideal para manejar las cuentas en el matrimonio bien sea juntas o separadas y por qué.

Para muchos matrimonios las cuentas separadas son la mejor opción, por tanto, se sienten más seguros bajo el esquema de asignarse los gastos del hogar, de manera que cada quien “sabe en lo que le toca gastar”. Bajo este sistema, puede que no haya ningún cuestionamiento con respecto al uso del dinero, sin embargo, de esta forma se pierden de la oportunidad de convivir como pareja, ahorrar juntos, compartir experiencias y construir un proyecto de vida para los dos.

Para Rafal Tejeda, la forma ideal de mantener las cuentas en el matrimonio es “mancomunada”. En este caso, es importante decidir quién manejará la cuenta con igualdad, equidad y con la mayor transparencia posible. Esta es una forma de asumir el compromiso de formar juntos una familia más fuerte, duradera y preparada para cualquier circunstancia inesperada. Asegura que de esta manera se pueden administrar mejor los recursos, se aprende a priorizar entre gastos y privilegios, además de alcanzar los proyectos futuros y hacer mejores inversiones de provecho y estabilidad para el matrimonio.

Asimismo, otros asesores financieros recomiendan que las parejas tengan una cuenta conjunta para los gastos de la casa y dos separadas para cubrir las necesidades de cada uno. Estos explican que la combinación de cuentas conjuntas y cuentas separadas es beneficiosa y aplicable, debido a razones de costumbre y a que existen muchas parejas en las que uno de ellos no tiene ingresos propios.

En el matrimonio, lo verdaderamente importante es que la estrategia familiar de ahorro y crecimiento económico esté trazada y que ambos hagan su mejor esfuerzo por lograrla.

Pamela Pichardo@pamelapichardoj
Coach y Conferencista Financiera

También te puede interesar:

https://revistamidinero.com.do/cultura-financiera-para-el-matrimonio/

3 comentarios on “El matrimonio y las cuentas ¿Juntas o separadas?”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

15 + trece =

Nuestro sitio web utiliza cookies par aofrecer mejor experiencia a nuestros usuarios. Por favor consulta nuestras Políticas de Cookies