31 formas de ahorrar

31 formas de ahorrar

Poco a poco al ver los resultados de tus ahorros te sentirás motivado y sin darte cuenta se volverá una constante.

El ahorro es un hábito que consiste en reservar una porción de tus ingresos para llevar a cabo planes que se tengan para un futuro. Lo más importante del ahorro es generar un hábito y  para esto,  cada detalle en tu diario vivir será importante para que puedas lograr tus objetivos.

Recuerda que debes estar orientado:

  • Aprende sobre costos y gastos bancarios. Un consumidor informado, es un consumidor empoderado y con el control de sus finanzas.

¡Organízate! 

  • La Educación Financiera, empieza en la casa, comprométete con el ahorro de tus hijos y demuéstrale con tú ejemplo, el ahorro y la organización valen la pena.
  • Fíjate una meta financiera, por ejemplo tener tu ¨Fondo de Emergencia¨. Incluye un monto de ahorro mensual y no descanses hasta que tu meta este cumplida.
  • Ahorra con un objetivo en la mente. Cuando ahorras por un motivo específico, es mucho más fácil que puedas perseverar y así prosperar.
  • Presta mucha atención a los gastos menores de RD$100 o RD$50 pesos, un gasto pequeño no es un problema, el problema está en la suma de ellos.
  • Ten pendiente los gastos pequeños y dedica tiempo a cuidar los centavos; los millones puedes estar seguro que se cuidan solos.
  • No desperdiciar, limpia, organiza y adminístrate mejor. Seguro encontrarás mejores y nuevas formas de reutilizar y reciclar, así tendrás cosas que comprar.

¡No te desenfoques!

  • Realiza tus pagos a tiempo. Una gran cantidad de dinero se nos pierde en el pago de moras, intereses y recargos. Una buena forma de ahorrar es evitar ese tipo de cargos y acostumbrarnos siempre a realizarlos con tiempo.
  • Usa tu tarjeta de crédito de manera planificada y aprovecha la generación de puntos a través de los consumos que realices.
  • Utiliza cuentas de ahorros programadas, es una excelente forma de ayudarte a mantener tu plan de ahorros. Esta es una forma garantizar que estarás ahorrando siempre antes de empezar a gastar.
  • Elige los días que comerás fuera de casa. Es imposible mantener tu presupuesto en orden, cuando todos los días compras comida en la calle, esto implicará que gastes una gran cantidad de dinero.
  • Usa aplicaciones para controlar tus gastos, existen muchísimas herramientas gratuitas que te permitirán llevar un control diario de tus gastos y así podrás maximizar tu presupuesto.
  • Evita hacer retiros en los cajeros automáticos con tu tarjeta de crédito, cuando realizas estas transacciones, estarás pagando por un monto adicional, pues estas utilizando la tarjeta para una función que no fue diseñada. El instrumento ideal para el retiro del dinero, es la tarjeta de débito.
  • Cuando tengas un presupuesto reducido, lo más recomendable es usar el “Sistema de Sobres”,en cada uno puedes colocar los montos específicos para gastar cada día y así te aseguras no consumir nada adicional a lo presupuestado.

¡Evalúa tus consumos y abre los ojos!

  • No pagues por servicios que no estés usando, ¿Para qué pagas servicios de telecable si solo usas Netflix?
  • Cuando estés explorando una nueva aplicación para tu teléfono móvil, utiliza inicialmente su versión básica y si estás seguro que la seguirás utilizando, regálate la versión Premium, nunca antes.
  • ¡Aprovecha los especiales! Si eres usuario de un servicio o te gusta practicar alguna actividad, es importante que te informes sobre los descuentos, por ejemplo: si te gusta el cine aprovecha los días de especiales 2×1 y así puedes disfrutar sin lesionar tu presupuesto.
  • Ahorrar es más fácil cuando tu entorno te apoya, para esto es fundamental que involucres a tus amigos y familiares directos en tu propósito, así en vez de sabotear tu plan, serán tus aliados en este nuevo objetivo.

¡Piensa en tu vehículo!

  • El mantenimiento oportuno de tu vehículo es la mejor forma de protegerlo y evitar los famosos “palos” que usualmente nos llevan a descuadrar nuestro presupuesto. Una excelente forma de ahorrar para esos gastos imprevistos, es haciendo de manera recurrente el mantenimiento, que como su nombre lo indica es preventivo.
  • Llena tu tanque de combustible en la mañana temprana o en la noche. Está comprobado que el rendimiento es mejor cuando asumes esta práctica, ya que evitas que el calor del día evapore tu combustible y por ende también tu dinero.

¿Qué tomar en cuenta para ahorrar en el hogar? 

Cargos adicionales en tu factura eléctrica: 

  • Aprovecha la luz del sol para ahorrar energía. Abre las ventanas y permite que la luz entre a tu hogar, estarás bajando de manera inmediata el consumo de energía y además nutriéndote con la mejor vitamina E.
  • Desconecta aparatos electrónicos que no estés usando, aunque parezca insignificante, las sumas de todos los equipos encendidos pueden generar consumos innecesarios.
  • Lee tu contador y toma control de tu factura eléctrica. Si tus consumos sobrepasan los 700 kilos consumidos, de ahí en adelante serán un poco más caros. Mantén tu factura controlada revisando oportunamente tus consumos diarios. ¡Evita sorpresas!

Y a la hora de realizar compras: 

  • Revisa tu despensa y la nevera antes de hacer tus compras en el supermercado. Asegúrate de comprar solo lo que necesites, si te llevas de tu mente y los antojos siempre consumirás de más.
  • Asegúrate de ir al supermercado con tu lista de compras. Ve sin hambre y con el tiempo justo para ¡Entrar, comprar y salir!
  • Explora utilizar marcas blancas, puedes iniciar con productos de limpieza y luego ir sustituyendo por otros, a medida de que vayas tomando confianza en las marcas.
  • Compra productos en grandes cantidades (especialmente los no productos perecederos), estos usualmente tienen precios más económicos que si los compras de manera individual.
  • Revisa siempre los precios por libras antes de comprar: vegetales y víveres o algún producto en el delicatesen, toma en cuenta que el precio total pagar, es el precio por libras de lo que vas a comprar.

No olvides que,  en el bienestar financiero el equilibro es la clave, no todo puede ser ahorro, pero tampoco todo puede ser diversión, cuando logres equilibrar estas dos variables es justo cuando empezarás a dominar tus finanzas.




Deja un comentario